Daño cerebral adquirido
Ictus

El Ictus o Accidente Cerebro-vascular (ACV) se produce por una alteración de la circulación sanguínea en áreas concretas del cerebro. Existen dos tipos:

  • Isquémico: se origina por una obstrucción del vaso sanguíneo provocando una disminución o interrupción de aporte de sanguíneo. Puede deberse a varias causas: trombosis, embolismo, aterosclerosis, vasculitis.
  • Hemorrágico: rotura de un vaso sanguíneo provocando filtración de la sangre en zonas del cerebro inapropiadas.

Las secuelas varían según la localización de la lesión y la extensión dañada, siendo las más frecuentes:

  • Alteraciones del control motor: pérdida de movimiento voluntario total o parcial, disminución de la fuerza, variaciones/alteraciones del tono muscular, dificultades en la coordinación y el equilibrio.
  • Alteraciones sensoriales: problemas visuales, problemas de sensibilidad superficial y profunda.
  • Alteraciones de la deglución como la disfagia.
  • Alteraciones de la comunicación: afasia, disartria, anomia.
  • Alteraciones cognitivas: heminegligencia o neglect, problemas de atención, memoria y perceptivos.
  • Alteraciones conductuales: impulsividad, agresividad, anosognosia, cambios en la conducta social.
  • Alteraciones emocionales: ansiedad, depresión, apatía, labilidad, irritabilidad, intolerancia a la frustración.

Neuron cuenta con un equipo transdisciplinar especialista en rehabilitación neurológica distinguido por su enfoque de trabajo centrado en la persona y la rehabilitación intensiva.

Nuestro equipo desarrollará un plan de tratamiento personalizado y centrado en las habilidades y el potencial de la persona, para lograr la máxima recuperación tras sufrir un ictus o accidente cerebrovascular.

Contacta con nosotros

Estamos en

Modesto Lafuente, 45. Madrid

Teléfono

91 598 8463

Neuron_Logotipo_Monocroma_Blanco_SinFondo
rehabilitación intensiva del daño cerebral

Ven a vernos

Calle de Modesto Lafuente, 45, 28003. Madrid

(+34) 91 598 8463
hola@neuronrehab.es